Skip to Main Content

+

Aunque los factores de riesgo de la cistitis aguda son bien conocidos, la pielonefritis aguda adquirida en la comunidad no se ha estudiado con el suficiente cuidado. Scholes et al. (2005) realizaron un estudio poblacional de casos y controles para conocer la epidemiología de la pielonefritis en mujeres por lo demás sanas de 18 a 49 años de edad. En este estudio, los investigadores utilizaron una gran base de datos del Group Health Cooperative, una organización sanitaria de modelo mixto. En el estudio se incluyeron pacientes diagnosticadas de pielonefritis aguda y con urocultivo positivo (≥ 103 colonias de algún patógeno urinario). Se reclutaron pacientes ingresadas en los hospitales afiliados si la pielonefritis aguda aparecía como motivo principal del ingreso. Se excluyó a las mujeres que hubieran estado embarazadas en los 12 meses anteriores a la fecha de referencia, que se hubieran sometido a diálisis renal o tuvieran una cirugía o cálculos renales, o que no estuvieran en situación ambulatoria. Se excluyó a los controles que tuvieran diagnosticada una pielonefritis en los 5 años previos. De los 242 casos, 18 estaban hospitalizados; se entrevistó a 546 controles.

+
+

En comparación con los controles, era probable que los casos-pacientes tuvieran menos formación y menos ingresos, y que refirieran poseer una salud entre regular y mala. La incidencia estimada anual de pielonefritis fue de 27.6 casos por cada 10 000 personas. Sólo el 7 % de los casos precisaron hospitalización. Escherichia coli fue la causa del 85 % de los casos, incluidos 6 de los 7 casos ingresados que tenían datos disponibles. De los aislados de E. coli, el 85 % eran sensibles a trimetoprim-sulfametoxazol y el 99 % a ciprofloxacina. Los factores de riesgo asociados a la cistitis en este grupo de edad también se relacionaron con la pielonefritis aguda en un análisis univariado: varias de las variables de la historia sexual, los antecedentes personales y familiares de infección urinaria (UTI, del inglés urinary tract infection) y la diabetes. Aunque de escasa frecuencia en esta cohorte, la diabetes fue 4 veces más probable en los casos que en los controles. Refirieron dificultades para retener la orina el 46 % de los casos-pacientes, frente a sólo el 22 % de los controles. En el análisis multivariado, los factores independientemente asociados a la pielonefritis fueron la frecuencia de relaciones sexuales en los 30 días previos, las nuevas parejas sexuales en los 12 meses anteriores, el uso de espermicidas en los 12 meses anteriores, las UTI en los 12 meses previos, los antecedentes de UTI en la madre de la paciente, los antecedentes de diabetes y la dificultad para retener la orina durante el mes anterior. La pielonefritis fue 6 veces más probable en caso de relaciones sexuales frecuentes y 4 veces más probable en presencia de antecedentes de UTI o de diabetes.

+
+

Así, en un estudio de mujeres con pielonefritis aguda, los autores encontraron factores de riesgo, microorganismos responsables y sensibilidades ...

Pop-up div Successfully Displayed

This div only appears when the trigger link is hovered over. Otherwise it is hidden from view.